La llegada de miles de personas extranjeras a nuestro país ha provocado cambios sociales y culturales, esto lo sienten quienes conviven y comparten con ellos, especialmente en los barrios más populares de La Florida, porque es donde llegan la mayoría de quienes buscan una oportunidad fuera de su patria.

Aunque en los años noventa fue la migración peruana que llegó fuertemente, hoy son los ciudadanos de nacionalidad haitiana, venezolana, colombiana y otros. Que han llegado con nuevas costumbres y con ganas de tener una oportunidad fuera de sus fronteras.

Por eso el idioma y los acentos se han hecho parte del día a día del trabajo, el colegio o el mismo barrio. En el espacio laboral la indocumentación ha sido un obstáculo para quienes buscan trabajo y muchos por eso han empezado en oficios informales; como las aplicaciones de comida, la feria, venta ambulante o cualquier trabajo que no tenga contrato y seguridad social.

FUNCIONARIO_HAITIANO
Funcionario Municipal pidiendo documentación de ciudadano haitiano.

Incluso para aquellos que en su país estudiaron una carrera universitaria se les hace difícil obtener el reconocimiento en Chile, para poder trabajar en su profesión.

En el ámbito de la salud, los centros de salud primaria se han hecho cargo de una nueva cantidad de usuarios y esto hace pensar que en el futuro debiera crecer la cantidad de Cesfam. En los Consultorios hace años la migración tiene especio con profesionales de la salud que han venido de sus países para trabajar en el sistema chileno. Esto lo saben muy bien usuarios y trabajadores de los Cesfam Los Quillayes, Villa O´Higgins y todos los administrados por Comudef.

En el área de educación la llegada de niños extranjeros ha sido una oportunidad para recuperar matrículas para muchos establecimientos, como el Colegio Capitán Pastene o el Liceo LPM, que han potenciado una educación que integre a los estudiantes de las diferentes nacionalidades.

campaña
Campaña del Colegio Capitán Pastene para atraer matrícula de extranjeros.

Una imagen normal antes de la pandemia en la escuela Capitán Pastene, era ver grupos de niños chilenos, haitianos, venezolanos y chinos. Jugando de manera sana y alegre. Alejados de los prejuicios y de aquellos que no entienden que el intercambio de culturas enriquece la sociedad.

niños_capitanpastene

En el caso del Liceo Polivalente Municipal de La Florida, la matrícula de extranjeros equivale casi a una 25%.

venezuela_lpm
Alumnas y Alumnos Venezolanos del Liceo LPM.

 

En el caso de la natalidad en el futuro tendremos hijos de extranjeros que serán chilenos y una alta cantidad de personas que serán hijos (as) de chilenos (as) con personas de otra nacionalidad.

En la gastronomía también ha llegado una nueva influencia desde Venezuela o Colombia que se suma a la comida peruana, china y japonesa.

Todo esto nos invita a creer que este país puede seguir creciendo con todas estas personas que vienen con sueños, con ganas de aportar a nuestra tierra y lo más importante con ganas de ser de esta gran familia llamada Chile.

Te invitamos a opinar y debatir respecto al contenido de esta noticia.